¿Por qué castrar a su mascota?

Es bueno para su mascota

      • Las mascotas castradas viven más tiempo y disfrutan de mejor salud.
      • Castrar a las hembras anula la posibilidad de desarrollar cáncer de útero o de ovarios y reduce en gran medida la incidencia del cáncer de mama, especialmente si se ha castrado a la mascota antes del primer ciclo de estrógenos.
      • Castrar a los machos reduce la incidencia del cáncer de próstata y de trastornos de la misma.

Es bueno para usted

      • Las mascotas castradas son mejores compañeros y más cariñosos.
      • Los gatos castrados tienden menos a marcar el territorio./LI>
      • El hecho de castrar a una perra o gata acaba con el ciclo del celo: a menudo dos veces al año en el caso de los perros y tres o más veces al año en el de los gatos. Las hembras en celo pueden llorar continuamente, mostrarse nerviosas y atraer a machos indeseados.
      • Las mascotas castradas tienden a morder menos. Los animales no castrados tienen un comportamiento más agresivo y más problemas de temperamento que los que sí lo están.
      • Los machos castrados tienen menos tendencia a rondar por las calles, a escaparse o a pelearse con otros animales.

Castración: Excusas, mitos y hechos

    • “Mi mascota engordará y se volverá floja.” La verdad es que la mayoría de mascotas se engordan y se vuelven floja por que sus dueños les dan demasiada comida y no las hacen practicar suficiente ejercicio.
    • “Es mejor que críen una vez antes de castrarlos.” Las pruebas médicas demuestran precisamente lo contrario. Las hembras a las que se ha castrado antes del primer celo suelen estar más sanas. Consulte con su veterinario cuál es la mejor edad para practicar esta intervención.
    • “Pero mi mascota es de pura raza.” También lo es como minimo uno de cada cuatro animales que llegan a los centros de acogida de animales del país.
    • “Quiero que mi perro sea protector.” La castración no afecta los instintos naturales de los perros de protección del hogar y la familia. La genética y el entorno conforman más la personalidad de un perro que sus hormonas sexuales.
    • “No quiero que mi perro o gato se sienta menos macho.” Las mascotas no tienen la noción de identidad sexual o ego. Un perro o gato macho no sufre ningún tipo de reacción emocional ni crisis de identidad si se le castra.
    • “Es demasiado caro castrar a mi mascota.” El costo de castrar a una mascota depende del sexo, tamaño y edad del animal, de la tarifa del veterinario y de toda una serie de variables. Pero para el precio que es, esura oferta comparado con el coste de tener que garantizar el buen estado de salud de la madre y de sus crías.
    • “Encontraré un buen hogar para todos los cachorros y gatitos.” Quizás usted sí lo consiga, pero en menos de un año todas y cada una de las crías de su mascota pueden haber tenido su propia camada y habrán añadido más y más animales a la población ya existente.

Comments are closed.